RECICLANDO UNOS CAJONES DE IKEA. AHORA TENGO UN NUEVO MUEBLE


Hola. Ayer os dejé sin comunicado. Cosas técnicas. Jejeje.
Pero aunque no hubo comunicado, si estuve muy ocupado preparando este.
Os pongo en antecedentes, ya hace un tiempo que compramos un monitor para el ordenador. Como es un monitos más bajo que el que teníamos antes, me dolía la espalda al estar trabajando con él. Pues no mantenía la espalda recta.
A mi dueño le pasaba lo mismo, y como solución temporal pusimos una gran carpeta debajo del monitor. De esta manera arreglamos el tema de la espalda.
Pero una mesa, con una carpeta y un monitor encima no me gustaba mucho.
Ha ido pasando el tiempo y quizá nos habíamos acostumbrado a tener la carpeta, pero seguía pensando que era muy feo.
Así que empecé a pensar que podría poner debajo. Que fuera bonito, funcional y práctico.
Al final me acordé que tenía una especie de cajones archivadores de madera que compramos en IKEA. Eso podría servir.
Cogí dos de estos cajones, y los puse uno al lado del otro. El monitor encima y ¡solucionado!
Pero aunque era práctico y funcional, la medida era la adecuada y los cajones podrían servir para tener más organizado el escritorio, el color no me gustaba. Al ser el monitor negro, había demasiado contraste entre los cajones y el monitor.
Así que patitas a la obra. Iba a reconvertir el mueble de Ikea en otro nuevo, más a mi gusto.

Lo primero que hice fue sacar los cajones y disponer a pintar la cajonera. Eso si, primero tenía que proteger la mesa con papeles de periódico viejos para no manchar nada.
El color que he escogí fue el negro. Así que primero lijé ligeramente la superficie a pintar antes de pintar.
Los cajones no quería que fueran negros, quería diferenciarlos. Así que mientras se secaba la pintura de la cajonera empecé a preparar los cajones.
Utilicé la técnica de decoupage, con papel especial para hacerlo. Yo tuve suerte y pude encontrar un papel del color y estilo que tenía en mente. Pero si no lo pudierais encontrar, podéis hacerlo con servilletas o incluso imprimir en papel de arroz vuestros diseños personales.
Así que con ayuda de cola blanca y pegué el papel en el cajón. Cuando estuvo seco, una nueva capa por encima. Tranquilos, ya os he dicho en otras ocasiones que al secarse, la cola blanca es transparente. Y así dándole capas, hasta conseguir la textura deseada. Para trabajos más profesionales y específicos, en tiendas de manualidades encontrareis otros productos para el decoupage, como por ejemplo para darle un efecto vitrificado.
Bueno cuando la pintura negra estuvo seca, le di una capa de barniz, así le daría un acabado más bonito y protegería la madera.
Cuando todo estuvo seco. Llegó el momento del estreno. Y aquí tenéis el resultado. 
Un nuevo mueble para el monitor, y lo he conseguido yo solito, reciclando cajones. Sencillamente, me encanta. Creo que me he ganado un par de flaMs. ¿No?
Un hociquito ecológico

Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
Design by Free WordPress Themes | Bloggerized by Lasantha - Premium Blogger Themes | Facebook Themes